Víctimas de L12 piden estar en informe de Sheinbaum, pero las rechazan 

Redacción
Víctimas directas e indirectas de la tragedia de la Línea 12 del Metro pidieron a la Jefa de Gobierno, Claudia Sheinbaum, y al Congreso de la Ciudad de México, estar presente en su Cuarto Informe que dará este viernes en el recinto de Donceles y Allende.
 
Sin embargo, criticaron la indiferencia de la mandataria local y del recinto legislativo al no dar respuesta a su solicitud.
 
Los afectados por el caso de corrupción de la Línea 12, expusieron en un documento, que hicieron llegar a la oficina de la Jefa de gobierno y del Congreso Capitalino, estar presentes en el ejercicio democrático del informe de actividades de la titular del ejecutivo local.
 
Incluso, pidieron que también estuviera presente su equipo de asesores jurídicos, encabezados por Teófilo Benítez Granados, quien ha hecho el acompañamiento procesal ante le Poder Judicial capitalino.
 
No obstante, la formalidad para pedir que el Congreso signe un espacio para las víctimas y sus familiares, los funcionarios del recinto de Donceles hicieron caso omiso y desdeñaron la petición de víctimas, que han pedido justicia desde el día de los trágicos hechos que cobraron la vida de 26 personas y dejaron otras 100 lesionadas.
 
Además, solicitaron a Claudia Sheinbaum Pardo les otorgue un espacio en su agenda para responderle entorno a la supuesta dispersión de recursos de 300 millones a las victimas.
 
Aseguraron, que de esos recursos no ha recibido un solo peso, pero más allá de la obtención de un recurso económico, su posición sigue siendo firme y lo que esperan de la autoridades y del Tribunal es que se haga justicia. 
 
Ninguna de sus dos peticiones, señalaron, ha sido motivo de respuesta por la Jefa de Gobierno y por la representación legislativa, que supuestamente es la voz del pueblo.
 
Aún así las víctimas seguirán insistiendo en que sean escuchadas  por la funcionaria que no se les ha dado su derecho de audiencia, la cual consideran, como una derecho humano como parte del acceso  a la verdad de los hechos.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.