Restauranteros claman que les dejen abrir tras quiebra de 13,500 negocios

Con la extensión de restricciones del semáforo epidemiológico rojo bajo las que se encuentran CDMX y su Zona Metropolitana, el sector restaurantero, ya agotado, puede apelar a movilizaciones, incluso desafiar los cierres, en medio de la desesperación por las pérdidas económicas derivadas de la contingencia.

“Nos vamos a ver desbordados por nuestros afiliados, agremiados, simpatizantes… se harán iniciativas, manifestaciones espontáneas, la gente hará actos imprevisibles”, Francisco Fernández Alonso, presidente de la Cámara Nacional de la Industria de Restaurantes y Alimentos (Canirac), quien señaló que muchos restauranteros pueden incluso arriesgarse a la clausura por abrir en semáforo rojo, al verse sin opciones para sobrevivir.

Ésta es la primera vez que el gremio habla de recurrir a este tipo de acciones en medio de la pandemia, cuando desde el inicio de la contingencia sanitaria apela a la concertación y se ha esforzado por cumplir con los estándares preventivos, para proteger a sus comensales y evitar cierres totales.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *