Los empleados de Twitter se rebelan por la entrada de Elon Musk

Un grupo de empleados de Twitter han criticado a Elon Musk a través de los canales de comunicación internos de Slack de la compañía, en especial por su presencia en redes sociales pero también porque temen que afecte a su trabajo o la cultura de empresa.

Así lo ha informado el diario The Washington Post, que ha tenido acceso a una sesión de comunicación interna entre el CEO de Twitter, Parag Agrawal, y los empleados de la compañía.

 

Empleados cuestionan si Musk encaja en la cultura de la empresa

 

Esta ronda de preguntas se ha producido después de que se diera a conocer a principios de esta semana la compra de Elon Musk del 9.2% de las acciones de Twitter y su nombramiento como miembro de la junta directiva.

 

«Una pregunta rápida: si un empleado tuitease alguna de las cosas que publica Elon, probablemente se iniciaría (una investigación interna de Recursos Humanos). ¿Los miembros de la junta directiva están sujetos al mismo estándar?», preguntó un trabajador de Twitter a través del canal de Slack interno.

 

En otros comentarios, los empleados han cuestionado si Musk encaja con los valores de la compañía, conocida por su cultura de empresa progresista y por sus iniciativas a favor de las minorías.

 

«Sabemos que (Musk) ha causado daño a trabajadores, a mujeres de la comunidad transexual y a otras personas con menos poder. ¿Cómo vamos a reconciliar esta decisión con nuestros valores? ¿La innovación se sobrepone a la humanidad?», ha denunciado otro empleado.

 

Según las respuestas de la empresa, Musk no tendrá capacidad para tomar decisiones importantes

 

Como respuesta, los altos cargos han respondido a los trabajadores de Twitter que la cultura de la compañía sigue siendo la misma y que Musk no tendrá capacidad para tomar las decisiones importantes, que seguirán recayendo en Agrawal, el CEO.

 

Además, la compañía ha pedido a Elon Musk que participe en una ronda de preguntas con los empleados para que se solucionen las dudas y preocupaciones internas.

 

Poco antes de darse a conocer la participación de Musk en Twitter, el empresario estadounidense publicó una encuesta para preguntar a sus 80 millones de seguidores sobre si deseaban que la plataforma implementase un botón para poder editar los tuits ya publicados.

 

Posteriormente, la propia Twitter reconoció que llevaba desde al año pasado trabajando en el botón de editar, y anunció que la función llegaría en los próximos meses, cuando comenzará a probarse entre los suscriptores de pago de Twitter Blue.

 

Musk también ha sido crítico con Twitter previamente

 

El CEO de Tesla también ha criticado a la red social, en especial con su política de moderación de contenidos.

 

El ejecutivo ha comparado la red social con una «plaza pública» global, y ha valorado que no respeta los valores de la libertad de expresión. Incluso se ha llegado a plantear crear su propia plataforma

 

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.