Huracán Ian se intensifica a categoría 3; prevén fuertes lluvias en Campeche, Quintana Roo y Yucatán

Ian se fortaleció para convertirse en un huracán de categoría 3; tocó tierra la madrugada del martes con fuertes vientos en el pueblo costero de La Coloma en el oeste de Cuba y continúa su desplazamiento en dirección a la Península de Florida.

De acuerdo con el Servicio Meteorológico Nacional (SMN), el huracán Ian se localiza a 395 kilómetros al noreste de Cancún.

Sus bandas nubosas ocasionan lluvias fuertes en Campeche, Quintana Roo y Yucatán; rachas de viento de 50 a 60 kilómetros por hora y oleaje de 2 a 3 metros de altura en las costas de Yucatán y Quintana Roo.

 

Las precipitaciones serán con descargas eléctricas, vientos fuertes y posibles granizadas y podrían ocasionar deslaves, incremento en los niveles de ríos y arroyos, desbordamientos e inundaciones en zonas bajas de los estados mencionados.

 

Se prevén rachas viento de 50 a 60 km/h en la costa de Tamaulipas; viento de componente norte con rachas de 50 a 60 km/h y oleaje de 2 a 3 m de altura en las costas de Yucatán y Quintana Roo, y viento con rachas de 50 a 60 km/h y posibles tolvaneras en Aguascalientes, Chihuahua, Coahuila, Durango, Guanajuato, Jalisco, San Luis Potosí, Sonora y Zacatecas.

 

Además, durante este martes, el paso del Frente Frío Número 1, sobre el Golfo de México y oriente del país, ocasionará lluvias intensas (de 75 a 150 milímetros) en regiones de Hidalgo, Puebla, San Luis Potosí y Veracruz.

 

Cuba.

 

Fase de alarma en Cuba 

 

La Defensa Civil de Cuba declaró la fase de “alarma” en las provincias de Pinar del Río, Artemisa y en el municipio especial de Isla de la Juventud, en el oeste, donde se registraban fuertes marejadas e inundaciones, con olas de entre cinco y siete metros.

 

Declaró alerta ciclónica para las provincias La Habana, Mayabeque, Matanzas, en el oeste, y en Cienfuegos, en el centro del país.

 

En la capital, de 2.1 millones de habitantes, por la noche se registraban lluvias en casi toda la ciudad.

 

Hasta la madrugada, unas 40 mil personas habían sido evacuadas en Pinar del Río, donde la autoridad prevé reubicar en albergues o casas de familiares o amigos a unas 50 mil, informó la primera secretaria del gobernante Partido Comunista en la provincia, Yamilé Ramos.

 

Los fuertes vientos de más de 200 km/h, aguaceros, lluvias e inundaciones, provocaron muchos destrozos aún por cuantificar.

 

En el estado estadounidense de Florida los habitantes también se preparan para la inminente llegada de Ian, tras una alerta de huracán del NHC para sus costas.

 

El gobernador de Florida, Ron DeSantis, declaró el estado de emergencia en 67 condados y las autoridades se preparan para la llegada de la tormenta, que esperan que genere además cortes de electricidad.

 

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.