El INE ordena el retiro de espectaculares que promueven la revocación de mandato

La Comisión de Quejas y Denuncias del Instituto Nacional Electoral (INE) ordenó este jueves el retiro de 278 espectaculares, 11 lonas, así como las leyendas en diversas bardas públicas, en las que se promueve la revocación de mandato con la imagen del presidente Andrés Manuel López Obrador, dada la veda en marcha para ese ejercicio. “Tenemos una campaña orquestada y millonaria. Se trata de despliegue en prácticamente todo el territorio nacional de una publicidad para influir en el voto de los ciudadanos, sin que sepamos quien la ha orquestado y pagado”, denunció el consejero Ciro Murayama.

 

El material ilegal se detectó en 15 entidades federativas, esto es, Aguascalientes, Baja California, Ciudad de México, Colima, Hidalgo, Durango, Michoacán, Nayarit, Oaxaca, Quintana Roo, Tamaulipas, Estado de México, Guerrero, Veracruz y Yucatán. Además, se investiga información similar en los estados de Chiapas, Chihuahua, Sonora y Sinaloa. Para su colocación, se requiere el permiso de las autoridades correspondientes, de ahí que la Unidad Técnica de lo Contencioso Electoral del INE, reforzará sus investigaciones. El costo promedio de espectaculares es de unos 17,000 pesos, monto que trasciende el salario mínimo o promedio de un ciudadano;, esto es, que pudiera ser una manifestación espontánea. “Supera incluso la de algunas campañas políticas de candidatos a la presidencia (…) En política, toda donación, tiene una intención’, remarcó Murayama. La medida cautelar se ordenó luego de los partidos Acción Nacional (PAN), de la Revolución Democrática (PRD) y Revolucionario Institucional (PRI), así como diversos ciudadanos presentaron 26 escritos de queja ante el INE. En ellos, denuncian la colocación de espectaculares y otro tipo de propaganda en diversas localidades de la República durante el actual proceso de revocación de mandato que atribuyen tanto a Morena como a la asociación civil Que siga la democracia, la cual es ilegal. Además de Murayama, las consejeras Adriana Favela y Claudia Zavala coincidieron en que se debe determinar quién o quiénes son los responsables de la contratación o colocación de estos espectaculares y, sobre todo, saber el destino de los recursos con los que se pagaron.

 

La medida cautelar busca evitar un daño irreparable a este ejercicio democrático, dado que no pueden intervenir ni partidos políticos, ni servidores públicos, recordó Zavala. Favela resaltó que “se trata de una especie de propaganda ilegal que tiene varias características, lo que supone que podríamos estar bajo la idea de una posible estrategia a nivel nacional en la que se advierte la imagen de AMLO, la invitación a votar y la leyenda #QueSigaAMLO”. Además, la mayoría de la propaganda remite a una liga de la asociación civil Que Siga la Democracia, aunque esta ya se ha deslindado de los hechos.

 

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.