El conflicto Rusia-Ucrania impactará las finanzas públicas de México

La recaudación de ingresos públicos en México se verá afectada por el incremento en el precio del petróleo, provocado por el conflicto entre Rusia y Ucrania. “Tendremos un doble efecto en las finanzas públicas, por una parte por un mayor precio del petróleo. El gobierno puede obtener más recursos por la venta y exportación de crudo mexicano. Pero, por otro lado, Hacienda puede perder ingresos ante el subsidio que está dando al impuesto IEPS que se cobra a la gasolina”, explicó Arturo Carranza, especialista en el sector energético e internacionalista. Los precios del petróleo en el mercado global alcanzaron máximos no vistos desde 2014, este jueves cuando Rusia lanzó una operación militar en Ucrania. El barril de Brent, una referencia internacional de petróleo, superó los 104 dólares, de acuerdo con información de Bloomberg.

El precio del petróleo se aprecia ante este tipo de conflictos por el riesgo de que el suministro se vea cortado. “Más cuando está involucrado uno de los países que suministran un importante volumen de petróleo al mercado global. Rusia es el tercer país productor de crudo más importante del mundo, eso encarece el petróleo”, explicó el especialista en materia energética. “Y las alzas en los precios del petróleo siempre implican alzas en las gasolinas”, comentó Mariana Campos, coordinadora del programa de Gasto Público y Rendición de Cuentas de México Evalúa. Cuando el precio de la gasolina sube en México, la secretaría de Hacienda reduce la cuota del impuesto IEPS a los combustibles y que se incluye en su precio final. Cada semana, de acuerdo al comportamiento en los precios, sube o baja estas cuotas, a la Magna, Premium y diésel, todos los viernes en el Diario Oficial de la Federación (DOF). Ante las alzas que ya se han visto en los precios de las gasolinas importadas, ya van dos semanas que no se cobra esta cuota al precio de la gasolina Magna, con el objetivo de que no se vea un salto abrupto en su precio. Para la Premium y diésel la reducción de la cuota IEPS ha sido más del 80%. “A pesar de que el precio del petróleo puede representar más ingresos para el gobierno, si es que se mantiene la cantidad de exportación o producción petrolera, en realidad también podría implicar una recaudación del IEPS casi negativa, si el gobierno continua dando los estímulos sobre este impuesto”, dijo Campos. A la par de perder ingresos por subsidiar el precio de la gasolina, Hacienda ganaría más ingresos petroleros a los contemplados en el paquete económico de 2022. El alza del precio del petróleo a nivel mundial, incentivará la apreciación de la mezcla mexicana. El precio por barril que fijó el gobierno para diseñar el presupuesto público de este año es de 55.1 dólares, mientras que en febrero ha alcanzado precios por arriba de los 85 dólares, una diferencia de casi 30 dólares por barril. De acuerdo con los Criterios Económicos del Paquete Económico 2022, cada dólar de diferencia en el precio de exportación del crudo por barril, daría al sector público 13,588 millones de pesos (mdp) extras. Para este año, la meta de recaudación por IEPS a gasolinas y diésel es de 288,602 millones de pesos. No obstante, hay una preocupación entre ambos especialistas consultados: el objetivo del gobierno federal de reducir las exportaciones de petróleo mexicano este año. “Está la intención de que Pemex deje de exportar la cantidad de crudo establecida en el presupuesto, esto generaría un efecto contrario ante los precios del petróleo; menor exportación de petróleo significa menores ingresos para la renta petrolera y el gobierno federal”, dijo Campos. En tanto, Carranza opinó que, de reducir la exportación petrolera, México podría perder la oportunidad de tener más ingresos públicos que pueden ayudar a compensar los ingresos faltantes y ya presupuestados.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.