Día Mundial de la Esclerosis Múltiple: qué es, síntomas y tratamientos

El 30 de mayo se conmemora el Día Mundial de la Esclerosis Múltiple, fecha impulsada desde 2009 por la Federación Internacional de Esclerosis Múltiple para concienciar a la población sobre esta enfermedad que afecta actualmente a alrededor de 2.8 millones de personas en el mundo.

 

A continuación, te diremos que es la esclerosis múltiple, las causas de la enfermedad, los síntomas y lugares para tratar este padecimiento en México.

 

¿Qué es la esclerosis múltiple?

 

La esclerosis múltiple es una de las enfermedades más comunes del sistema nervioso central (cerebro y médula espinal), causa daño neurodegenerativo progresivo y pérdida de motricidad y de las habilidades cognitivas.

 

Esta enfermedad se caracteriza por una afección inflamatoria desmielinizante. Esto significa que es causado por daño a la mielina, un material graso que aísla los nervios y actúa de manera muy similar a la cubierta de un cable eléctrico. 

 

La mielina permite que un nervio transmita sus impulsos rápidamente. Es la velocidad y la eficiencia con la que se conducen estos impulsos lo que permite realizar movimientos suaves, rápidos y coordinados con poco esfuerzo consciente.

 

Con la pérdida de la mielina también ocurre una interrupción en la capacidad de los nervios para conducir impulsos eléctricos hacia y desde el cerebro.

 

La esclerosis múltiple es una enfermedad progresiva que afecta en mayor proporción a mujeres. No existe una cura para esta enfermedad, pero sí hay tratamientos que pueden ayudar a modificar su curso.

 

¿Cuáles son las causas de la esclerosis múltiple?

 

La principal causa de la esclerosis múltiple es que el sistema inmunitario, que normalmente ayuda a combatir las infecciones, confunde la mielina con un cuerpo extraño y lo ataca.

 

Pero también se habla que una combinación de factores genéticos y ambientales pueden detonar la enfermedad.

 

Respecto a los factores genéticos, aunque no se cree que esta enfermedad sea hereditaria, el riesgo de padecerla aumenta si algún familiar la padece, especialmente si se trata de hermanos o padres.

 

Mientras que en lo que se refiere a los factores ambientales, es más común encontrar casos de esclerosis múltiple en personas que viven más lejos del ecuador. Aunque la razón no está clara, se especula que la disminución de la exposición a la luz solar se ha relacionado con un mayor riesgo.

 

Fumar es otro factor altamente asociado con la esclerosis múltiple.

 

Síntomas de la esclerosis múltiple

 

Los síntomas de la enfermedad pueden ser muy variables dependiendo de las áreas del sistema nervioso central dañadas.

 

No hay un patrón establecido para la esclerosis múltiple y las personas que padecen esta enfermedad tienen un conjunto diferente de síntomas, que varían de vez en cuando y pueden cambiar en gravedad y duración, incluso en la misma persona.

 

Los síntomas más comunes de la esclerosis múltiple son: fatiga, dolor, problemas de vejiga e intestinos, disfunción sexual, problemas de movimiento y coordinación, problemas visuales y cambios cognitivos y emocionales. Sin embargo, cualquier síntoma o signo neurológico puede ser parte de la esclerosis múltiple de una persona. Ocasionalmente pueden presentarse cambios en las funciones mentales como olvidos o confusión.

 

No existe una cura para la esclerosis múltiple, sin embargo, existen medicamentos que ofrecen alivio sintomático tanto para los brotes agudos como para las formas crónicas de la enfermedad.

 

Los relajantes musculares ayudan a reducir los espasmos. Existen otras alternativas que pueden ayudar: modificación conductual del estrés, terapia física, programas de ejercicios, dieta balanceada y descanso.

 

En los Centros Médicos “La Raza” y Siglo XXI del Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS) se lleva a cabo el trasplante de células autólogas, con buenos resultados para los pacientes que padecen esclerosis múltiple.

 

Brenda Bertado Cortés, Coordinadora de la Clínica de Esclerosis Múltiple de CMN Siglo XXI explicó que los derechohabientes beneficiados con el trasplante de células autólogas, mejoraron notablemente su equilibrio y habilidad para caminar, al tiempo que se detiene la formación de nuevas lesiones que provocan problemas motrices, característicos del avance de la enfermedad.

 

Además, el IMSS cuenta con la Unidad de Terapia Ambulatoria, donde se aplican los tratamientos intravenosos, que junto con los fármacos inyectables y orales se prescriben de manera individualizada, según las características de la enfermedad, del momento y los síntomas que presenta el paciente.

 

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.