Cruz Azul da el primer paso al campeonato en el TSM

Luis Romo dio tumbos, tres veces le rebotaron el balón en el área y las tres veces le quedó a merced. Romo le pegó con potencia, como si ese esférico tuviera los lamentos de tantos años de toda su gente y entró. Carlos Acevedo no pudo hacer nada. El joven guardameta sacó lo que pudo, pero esa no.
Fue un gol. No más. Suficiente para salir con ventaja del TSM, una aduana de la que pocos salen ilesos. La Máquina necesita otro triunfo o un empate para ser campeón. Es ahora o nunca.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *