Aprueba Comisión de Presupuesto concentrar en la Tesorería recursos del Fondo de Salud para el Bienestar

• Avala también dictamen por el que no se aprueba la Cuenta de la Hacienda Pública Federal de 2018

• Se constituyó en sesión permanente para análisis del Proyecto de PEF 2021

La Comisión de Presupuesto y Cuenta Pública, que preside el diputado Erasmo González Robledo (Morena), aprobó el dictamen con proyecto de decreto por el que se adiciona un párrafo segundo al artículo 77 bis 17, y se modifica el párrafo segundo del artículo 77 bis 29, de la Ley General de Salud.

El documento fue avalado en lo general por 28 a favor, 6 en contra y cero abstenciones, y en lo particular por 29 votos a favor, seis en contra y cero abstenciones.

Destaca que los recursos acumulados en el Fondo de Salud para el Bienestar seguirán garantizando la atención de enfermedades que provocan gastos catastróficos, las necesidades de infraestructura, abasto y distribución de medicamentos y otros insumos y el acceso a exámenes clínicos, conforme lo establece el artículo 77 bis 29 de la Ley.

Se modifica el párrafo segundo del mismo artículo para que, sin perjuicio de lo establecido en el segundo párrafo del artículo 77 bis 17, los recursos que integran el patrimonio del Fideicomiso permanezcan afectos al mismo hasta el cumplimiento de sus fines.

El artículo Segundo Transitorio especifica que el Instituto de Salud para el Bienestar instruirá a la institución fiduciaria del Fondo de Salud para el Bienestar para que, a más tardar el 1 de abril de 2021, concentre en la Tesorería de la Federación la cantidad de hasta 33 mil millones de pesos del patrimonio de ese Fideicomiso, de conformidad con las disposiciones jurídicas aplicables.

Indica que este año se asignaron 16 mil 205.7 millones de pesos, por lo que, aplicada la fórmula de la iniciativa, el monto reservado en el Fondo sería de 32 mil 411 millones.

Participación de diputadas y diputados

El diputado Benjamín Robles Montoya (PT) dijo que concentrar 33 mil millones de pesos en la Tesorería no implica desaparecer el Fondo. “Son tiempos de enorme complicación y es obligación del Estado apoyar la salud de las y los mexicanos, y debe tener recursos para la compra de las vacunas. Es obligación de la Cámara poner a disposición del Ejecutivo recursos para esa vacuna.

Al hablar en contra, la diputada Fabiola Raquel Guadalupe Loya Hernández (MC), dijo que si esos recursos se reintegran a la Tesorería estarán a criterio de la Secretaría de Hacienda “y no sabremos si fueron destinados a gastos catastróficos, infraestructura de salud, compra de vacunas o a gasto corriente”.

A favor del dictamen, el diputado Reginaldo Sandoval Flores (PT) se pronunció por darle utilidad al fideicomiso porque “hay muchos recursos que no se mueven y hay una necesidad de comprar vacunas, hay que hacerlo”. Señaló que se garantiza la permanencia del Fondo para dar cobertura a las necesidades de salud con carácter catastrófico y garantiza que esas enfermedades se atenderán.

El diputado Fernando Galindo Favela (PRI) dijo que estaba en contra porque no hay ninguna partida en el PEF para compra de vacunas por 33 mil millones de pesos; “al contrario, el programa de vacunas de la Secretaría de Salud y del Insabi trae una reducción. “Quieren reintegrarlos a la Ley de Ingresos para financiar el gasto corriente del Gobierno y no hay certeza de que irá a la compra de vacunas”.

El diputado Ricardo Gallardo Cardona (PVEM), al hablar en pro del dictamen, dijo que si México enfrenta una crisis, los 33 mil millones no alcanzarían y se tendrían que buscar más recursos. Es un gran momento para que la Comisión dé seguimiento a este recurso, que se efectúe como tiene que ser y se canalice a las vacunas contra Covid-19.

Del PAN, la diputada Sonia Rocha Acosta señaló que la mayoría va a decidir “quitar la salud a los mexicanos”. Consideró un gran error eliminar el recurso cuando no se tiene la garantía de que se canalice para el tema de las vacunas contra Covid-19. “El recurso no tendría transparencia si se va a la Tesorería”.

El diputado Irineo Molina Espinoza (Morena) mencionó que lo que ha generado la pandemia, obliga a que la Cámara tome decisiones para garantizar que se disminuya la carga al país. Comentó que los tres aspectos principales del fondo se garantizan, y lo que se intenta es que los recursos se reasignen para atender la emergencia sanitaria.

De Movimiento Ciudadano, el diputado Itzcóatl Tonatiuh Bravo Padilla comentó que lo que hace la iniciativa es bajar el gasto de salud en lugar de subirlo y gasta el ahorro destinado para gastos catastróficos. No se incrementa el presupuesto para salud como se dice, ni se garantiza para el acceso a la vacuna; no hay destino de gasto.

Por Morena, el diputado Pablo Gómez Álvarez aseveró que uno de los aspectos que forma parte de la respuesta a una crisis global es eliminar el sistema de salud para personas que no están aseguradas y empezar a construir un sistema de salud de acceso universal y gratuito. “No estamos a favor del sistema de salud que no cubre todas las enfermedades ni a todos los ciudadanos”.

El diputado Antonio Ortega Martínez (PRD) manifestó su voto en contra porque “en la depredación” se quitaron 40 mil millones al Fondo, restaban 63 mil y ahora le quieren restar otros 33 mil con el argumento de que es un dinero “ocioso”, cuando gastó menos “porque las enfermedades se resolvieron y, pues ¿para qué tenemos ese dinero ahí?, hay que gastarlo, como se han gastado los guardaditos de los fondos”, apuntó.

El diputado Ignacio Benjamín Campos Equihua (Morena) dijo estar a favor del dictamen porque va por el camino correcto. Destacó la importancia de escuchar las diferentes posturas. El tiempo le dará la razón a quien tenga los mejores resultados.

En contra, el diputado Éctor Jaime Ramírez Barba (PAN) señaló que es una mala decisión porque el Fondo no es un ahorro, ni son remanentes, son reservas para atender enfermedades “y lo que va a ocurrir es que van a agandallar esos 33 mil millones de pesos y dejarán de atender a niños y mujeres con padecimientos perfectamente delineados”.

Las reservas presentadas por los diputados de MC Itzcóatl Tonatiuh Bravo Padilla y Fabiola Raquel Guadalupe Loya Hernández, para modificar las fracciones segunda y tercera del primer párrafo, adicionar la fracción cuarta y eliminar el segundo párrafo del artículo 77 bis 29 de la Ley General de Salud, no se admitieron a discusión, se desecharon y se aprobaron en términos del dictamen.

El dictamen será remitido a la Mesa Directiva de la Cámara de Diputados para los efectos de la programación legislativa.

Dictamen de la Cuenta Pública 2018

Asimismo, La Comisión avaló en lo general y en lo particular por 31 votos a favor, uno en contra y dos abstenciones el dictamen por el que no se aprueba la Cuenta de la Hacienda Pública Federal, correspondiente al Ejercicio Fiscal 2018.

El documento refiere que el Gasto Público Neto ejercido fue de 5,611,559.1 millones de pesos, y el gasto adicional “ejercido más allá de la autorización legislativa” llegó a 331,892 millones de pesos. En el conjunto de los Ramos Administrativos el gasto realmente observado excedió 16 por ciento lo aprobado por la Cámara de Diputados, lo que significó 163 mil 769 millones de pesos.

Señala que no se cumplieron a cabalidad los objetivos de la política del gasto, y que los avances en el cumplimiento de los objetivos de los programas nacionales y sectoriales tuvieron un impacto marginal en beneficio de la sociedad, y no existen elementos suficientes para aprobar la Cuenta de la Hacienda Pública Federal correspondiente al Ejercicio Fiscal 2018.

Se explica que la Auditoría Superior de la Federación (ASF) practicó 1,807 auditorías a la Cuenta Pública 2018, a partir de las cuales se determinaron siete mil 268 observaciones, que dieron lugar a diez mil 152 acciones. Destaca que el mayor número de irregularidades se identificó en el Gasto Federalizado y por su número se concentraron en la Ciudad de México, Morelos, Oaxaca, Estado de México y Jalisco, por lo cual se dará seguimiento a su solventación o sanción en los términos previstos en las leyes.

Los estados con mayor monto observado son Estado de México, Tamaulipas, Tabasco, Puebla y Chihuahua.

En el dictamen se instruye a la ASF para que continúe el procedimiento jurídico de responsabilidades relacionadas con la Cuenta Pública 2018, así como a remitir semestralmente a la Cámara de Diputados, información actualizada sobre la recuperación o aclaración de recursos por parte de los entes fiscalizados.

Conforme a lo previsto en la fracción VI del artículo 74 de la Constitución Política y en la Ley de Fiscalización y Rendición de Cuentas de la Federación, la aprobación de este dictamen no suspende el trámite de las acciones promovidas por la ASF.

Además, las presidencias de las comisiones de Presupuesto y Cuenta Pública, así como de Vigilancia de la ASF coordinarán, durante el receso posterior al Primer Periodo Ordinario de Sesiones, una mesa de trabajo en la que ponderarán y darán seguimiento a las recomendaciones realizadas por la ASF sobre diversas modificaciones legales para incorporar disposiciones que mejoren los procesos de los entes auditados.

El diputado de Morena, Daniel Gutiérrez Gutiérrez dijo estar a favor del dictamen porque en esa administración no se cumplieron los objetivos de desarrollo nacional, no se logró mejorar la calidad de vida de los mexicanos; hay graves irregularidades y no se cumplió con los objetivos de la política de gasto. “Los indicadores de pobreza, desigualdad, violencia y competitividad, señalan que el Gobierno, en ese año, fracasó en su función absoluta”.

El diputado Fernando Galindo Favela (PRI) dijo no estar de acuerdo en los juicios de valor que contiene el dictamen, ni en conclusiones que derivan de afirmaciones falsas o de elementos que no se incluyen. “El dictamen debe tener las conclusiones a las que llegó la Auditoria Superior de la Federación y no hacer consideraciones políticas”.

De Movimiento Ciudadano, la diputada Fabiola Raquel Guadalupe Loya Hernández comentó que en la Cuenta Pública 2018 se encuentra que en administraciones pasadas se subestimó de manera sistemática los ingresos y se ejercieron de manera discrecional; “refleja la falta de un contrapeso para el Ejecutivo que ejerció en 2018”.

El diputado Benjamín Robles Montoya (PT) dijo que el dictamen recordó que en 2018 el pueblo reprobó la acción de ese Gobierno. “Funcionarios de ese Gobierno siguen gastando recursos públicos de su administración; no puede quedar en el olvido lo que hicieron los gobiernos pasados”.

El dictamen será remitido a la Mesa Directiva de la Cámara de Diputados para los efectos de la programación legislativa.

Previamente, la Comisión se constituyó en sesión permanente, en virtud de la trascendencia del tema que ocupa el análisis del Proyecto de Presupuesto de Egresos de la Federación 2021, con la finalidad de mantener la continuidad de los trabajos, garantizar los principios de suficiencia técnica y que se promueva el consenso. Lo anterior, con fundamento en los artículos 171 y 177 del reglamento de la Cámara de Diputados.

Se decretó un receso y se informó que se convocará con la oportunidad debida a la reunión de trabajo con la subsecretaria de Egresos de la Secretaría de Hacienda y Crédito Público, Victoria Rodríguez Ceja.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *